Lonely At The Top...




Todo el mundo hace daño a todo el mundo,
esa es la condición humana.

No entiendo qué pasa, no entiendo qué fue lo que hice mal esta vez... Tratando de dar gusto a terceros es que me doy cuenta que jamás puedes servir a dos dueños y que, finalmente, hagas lo que hagas, siempre saldrás debiéndole a unos más que a otros. Cuando uno cree que cuenta con alguien, es cuando el mundo se encarga de demostrarte que estás solo... que dependes de tí mismo y de nadie más... Así me siento hoy... sola, tan sola, a pesar de estar rodeada de tanta gente, gente hipócrita que un día pensé que podía tener una pizca de razón... Simplemente ya no sé de qué manera conducirme... Si antes sufrí por ser extrovertida, hoy puedo decir que me destroza la confianza el ser introvertida... Y es tonto, porque, finalmente, no estoy para darle gusto a nadie... se supone que solamente debería importarme satisfacer MIS metas, mis ideales, y hasta mis caprichos... pero aquí estoy hoy, sentada, derramando lágrimas por quienes, quizá, nunca supieron apreciarme... y aunque me queda claro, aunque sé que no vale la pena y me lo repito, me parte el corazón y domina a mi razón, este sentimiento de incertidumbre, es eterna pregunta ¿POR QUÉ? Estoy cansada de escuchar críticas: que si no tomo, que si no salgo, que si no soy una persona normal... ¡Y que chingados les importa mi vida! Si yo no me meto en sus vidas ¿cómo se atreven a opinar acerca de la mía? ¿No ven que si me mantengo al margen de ustedes es porque espero lo mismo de su parte? ¿No es posible tener tan sólo un poco de respeto de su parte? Él, ahora queriendo demostrar una "camadería" que no viene al caso... la relación existente no pasará el límite marcado ya hace 4 años... ¿Cómo puede venir a codearse conmigo de esa manera cuando bien sabe que el día de ayer recibí tan sólo frases poco alentadoras, desconfianza, egoísmo?... Ella, siempre al margen, en cierta medida reservada, mas bien pretendiendo ser quien no es, por temor a mostrar el verdadero yo... ¿Hipócrita? Creo que sí... ¿En poca o gran medida? eso no sabría decirlo...

El también, soberbio, irreverente, vengativo... Incapaz de aceptar un no como respuesta, incapaz de ceder, incapaz de doblegar su orgullo. Ella también, de quien no esperaba recibir ese trato ni esas palabras, de quien no esperaba un juicio y menos una sentencia tan fría... Y de pronto me siento sin identidad... criticada sin razón, destrozada desde adentro, dudando de mi capacidad, cuestionando mi propio ser...


Comments

Deno said…
besote, me ecnant tu blog,
un besote q andes re biem!

Popular Posts